Verano y otoño, temporadas para la enfermedad de manos, pies y boca

0
101

Ciudad de México.- Aunque está presente en el ambiente todo el año, en verano y a principios de otoño es cuando se registran más casos de niños con la enfermedad de manos, pies y boca, causada por el virus de coxsackie.

La Secretaría de Salud federal indicó que esta enfermedad afecta sobre todo a menores de cinco años de edad, quienes presentan úlceras dolorosas en la boca y sarpullido en pies y manos.

El contagio se presenta en los primeros tres días de contacto y después aparecen los síntomas, que son fiebre alta, malestar general, dolor de garganta, y erupciones en manos, pies y boca; la enfermedad desaparece después de cinco a ocho días.

Pero incluso cuando no hay sintomatología, el virus se puede propagar por medio de las heces fecales, con el cambio de pañales y por las secreciones respiratorias, en especial en lugares donde la convivencia es muy cercana, como las guarderías.

El tratamiento consiste en administrar medicamentos para controlar la fiebre y el dolor, mientras que para las lesiones en la piel se pueden usar sustancias como el polvo coloide.

Debido a que las llagas en la boca son muy molestas, existe el riesgo de deshidratación en los menores de edad, por ello es importante darles líquidos fríos y lácteos; así como evitar la ingesta de jugos que le provoquen dolor.

Para evitar el contagio, la dependencia federal recomendó medidas básicas de higiene, como el lavado de manos; utilizar cubiertos individuales; evitar saludar de beso, y estornudar con el codo del antebrazo.

También recomendó que al notar alguno de los síntomas, el niño debe ser llevado de inmediato a revisión con médico y no automedicarlo; además de notificar de la situación en los lugares donde asiste para que se tomen medidas preventivas. (Con información de NOTIMEX)